30 Ago

Merlin, Colonial y los “Index Funds”: ¿buenas noticias? (España)

Gestión activa y gestión pasiva.

 

Para invertir en Bolsa sin tener que estarse fijando cada día, el inversor puede optar por los fondos de inversión, que en grandes líneas se dividen en “fondos de gestión activa” y “fondos indexados” o “fondos pasivos”.

 

En los primeros, los gestores se ocupan de andar vigilando a las compañías que más ingresan, o más rentables o que tienen productos o servicios más prometedores, sean grandes o pequeñas. El objetivo es “batir al índice”: ganar más que la referencia.

 

En los segundos, los fondos indexados, lo que importa es que la compañía en que se invierte pertenezca a un índice principal. El gestor lo que hace es “esparcir” los recursos que administra entre la mayoría de las compañías de acuerdo a su peso en el mismo, con el objetivo de “replicar el índice”, o sea ganar lo mismo.

 

Esencialmente, los primeros tienen más riesgo, hay que confiar más en lo listos que sean los gestores y es de suponer que cobren más comisión. Los “fondos indexados” son más conservadores (una empresa ya inspira una cierta confianza por el hecho de pertenecer a un índice), la inversión es automática y se supone que cobran menos comisión (hay menú para todos los gustos, bastante en función de la cantidad mínima a invertir).

 

Vanguard y Blackrock.

 

El primer fondo indexado en Estados Unidos lo creó John Bogle, fundador de The Vanguard Group, en 1975. Fue el “First Index Investment Trust”, hoy el “Vanguard 500” (que replica el índice S&P 500). El presidente, entonces, de Fidelity Investments dijo del mismo “that he couldn’t believe that the great mass of investors are going to be satisfied with receiving just average returns“.

 

No podía estar más equivocado…

 

Cuarenta años después, las dos mayores gestoras de fondos, Vanguard y Blackrock, son dueñas del 20% de promedio de TODAS las acciones cotizadas en Estados Unidos y para el caso de los REITs, el 30% de TODAS las que forman su índice, con Vanguard, la más inmobiliaria, liderando. Vanguard posee el 18% de Host Hotels (el mayor REIT hotelero), 15% de Simon Property (el mayor en centros comerciales) o 15% de Prologis (el mayor en inmuebles logísticos), entre otras muchas sociedades.

 

Hace no mucho hablábamos de Blackstone. ¿Creían que Blackstone era grande? Bueno pues Vanguard es unas 11 veces más grande. USD 371.000 millones de fondos gestionados para Blackstone (30-6); USD 4.000.000 millones (4 billones en español o trillion anglosajones) para Vanguard. ¿Creían que Vanguard era grande? Pues Blackrock (el mayor gestor de fondos del mundo, fundado por Larry Fink) es 1,25 veces Vanguard. Blackrock, con 20 millones de clientes (64% institucionales por volumen de fondos), administra USD 5,1 billones (en español) de fondos, o sea USD 5.100.000.000.000. Hay que pensar en términos casi astronómicos.

 

En España, Blackrock y Vanguard son el primer y segundo accionista respectivamente del Banco Santander, con el 2,74% y 1,67%, lo que supone en total EUR 4.455 millones, 3º y 2º de BBVA, con el 1,65% y 2,40%, EUR 2.007 millones, 1º y 2º de nuevo en Telefónica, con el 2,06% y el 1,53%, EUR 1.634 millones… y así sucesivamente. EUR 8.096 millones en total. Un chorro de millones para el IBEX 35.

 

En inmobiliario, a falta de un índice para las Socimis, Blackrock y Vanguard, una u otra, han invertido en las 5 que cotizan en el continuo, EUR 386 millones en total, que es un cifra todavía modesta. De ellos, 242 millones entre Merlin y Colonial y 91 millones en Hispania, que se debe percibir como el único “REIT” hotelero. En proporción a su penetración en Estados Unidos, aquí todavía queda camino.

 

merlin colonial index funds

Fuentes: The Wall Street Journal, Expansión, Bloomberg.

 

La inversión indexada y sus efectos merecen atención y estudio en profundidad. Porque, además, el envejecimiento de la población y el crecimiento de los ahorros para pensiones no hará sino aumentar su importancia.

 

Los fondos indexados: ¿más ventajas, o más inconvenientes?

 

Para las empresas que componen los índices, las grandes, en el caso inmobiliario específicamente Merlin y Colonial, todo ventajas. Ser parte de un índice de referencia, nuestro IBEX 35, hará que los fondos pasivos las detecten y a partir de ahí un robot y una serie de algoritmos (y algún ajuste humano de vez en cuando, confiemos), van a invertir y mantener su inversión sin reclamar mucho, o nada, de los gestores.

 

Para las próximas en categoría o por algún otro motivo (Axiare, participada por Colonial, que está en el IBEX 35, Hispania, única Socimi hotelera), también ventajas. Por lo menos mientras el tamaño de nuestras compañías no sea mayor.

 

Para el resto del sector, más desventaja que otra cosa, porque las compañía menores, por bien que lo hagan, no van a recibir atención, ni inversión. Y cuanto más grandes sean los fondos indexados, menos oportunidades para todos los pequeños (en España léase MAB).

 

Otro efecto negativo es el bajo nivel de interferencia de estos fondos con los gestores. Si la compañía está mejor o peor gestionada no es tanto su preocupación. Y por tanto no existe incentivo por parte de los inversores a mejorar. Están protegidos, en comparación con la situación con los gestores activos que entran en las estrategias de las compañía o la remuneración de sus gestores, como hemos visto. Los gestores pasivos son cómodos. Y la comodidad no es un buen principio empresarial.

 

Finalmente, regresando a la concentración de dos párrafos más arriba, uno de los efectos potencialmente más perniciosos es la restricción de la competencia que puede suponer el que los grandes capitales, canalizados a través de este tipo de fondos, apoyen principal o exclusivamente a las grandes compañías de un determinado sector. Al fin y al cabo, si uno de estos grandes fondos es el mayor accionista de TODOS los grandes propietarios de centros comerciales en un país, por ejemplo, ¿que interés tiene en que su eficiencia mejore o en que compitan entre ellos? Basta con que TODOS suban las rentas.

 

Bueno para las grandes compañías. Bueno para sus gestores. ¿Bueno para los demás?

 

O algo así como si, en una carrera de caballos, uno fuera dueño de todos los caballos. ¿Que importa cuál corre más?

 

P.S. Les dejamos dos enlaces de interés: “Are Index Funds Evil?”, “Vanguard Group is America’s new landlord”.


 


0 Comment

Would you like to join the discussion? Feel free to contribute!

    Write a Reply or Comment

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

    Reforma 180: Leed Pla… agosto 30, 2017 reforma 180 home blackstone logicor banco popular Los “cromosR… agosto 30, 2017